Ejemplos incapacidad permanente absoluta

Ejemplos incapacidad permanente absoluta

¿Está impedido por enfermedad o lesión para ejercer su profesión u oficio con un mínimo de rendimiento, eficacia y profesionalidad?

En este artículo le explicamos con detalle lo que debe saber sobre la incapacidad permanente y respondemos a algunas preguntas frecuentes.

¿Cuáles son los distintos tipos de incapacidad?

Ejemplos incapacidad permanente absoluta

Veamos primero brevemente los tipos de incapacidad laboral que existen para clasificar dónde se encuentra la incapacidad residual absoluta.

En primer lugar, existen dos tipos de incapacidad: temporal y permanente.

Incapacidad temporal

La incapacidad temporal, la incapacidad temporal o la baja por enfermedad se refieren a una situación en la que un empleado pierde temporalmente la capacidad de trabajar y requiere asistencia médica.

Quizás te interesa:Beneficios incapacidad permanente totalBeneficios incapacidad permanente total

Se trata, por tanto, de una situación temporal que finaliza cuando el trabajador es despedido y se reincorpora a su puesto de trabajo.

Todos los trabajadores, independientemente de la naturaleza de su trabajo, corren el riesgo de sufrir accidentes y enfermedades, así como disfunciones. Además, otras causas no relacionadas con el trabajo pueden provocar diversos tipos de incapacidad. Este artículo ofrece una visión general de los mismos para aclarar estas cuestiones.

Accidentes laborales: Riesgos y accidentes rutinarios

Ejemplos incapacidad permanente absoluta

Trabajar en la caja de un supermercado, en una fábrica, recogiendo fruta o sentado en una silla de oficina está plagado de riesgos. La vida cotidiana puede estar llena de riesgos y posibles accidentes en el camino.

En Norte Hispana puedes salvaguardar tu futuro con el seguro de incapacidad temporal, que cubre las bajas por enfermedad o incapacidad laboral transitorias. En este contexto, prevé indemnizaciones por incapacidad temporal y otras muchas prestaciones.

  • Ofrece las máximas garantías en función del ámbito de aplicación.
  • Ampliación de garantías.
  • Asistencia médica telefónica 24 horas.
  • Una amplia gama de perfiles que incluye autónomos, trabajadores domésticos, estudiantes, oficinistas y desempleados.
  • Sin reconocimiento médico previo.

Consulte los puntos siguientes para conocer los distintos tipos de capacidad laboral a los que puede enfrentarse.

Quizás te interesa:Calcular finiquito por incapacidad permanente totalCalcular finiquito por incapacidad permanente total

Tipos de incapacidad laboral

Los riesgos laborales y las enfermedades y accidentes comunes pueden provocar los distintos tipos de incapacidad que se describen a continuación.

  1. Incapacidad laboral temporal

    La incapacidad temporal es una incapacidad temporal para trabajar. Jurídicamente, esta incapacidad temporal se reconoce independientemente de que se deba a una enfermedad general, a una enfermedad profesional o a un accidente de trabajo.

    Dado que la pensión pública es siempre inferior a su salario, en el mejor de los casos el 75 % del umbral legal, puede ser muy beneficioso contratar un seguro de incapacidad temporal que le proporcione ayuda económica en caso de incapacidad temporal hasta que se recupere. Veamos algunos casos.

    • Trastornos mentalesLas personas que trabajan de cara al público pueden estar sometidas a mucha presión. La ansiedad y la depresión son posibles dolencias que pueden aparecer cuando el trabajo diario implica gestionar un gran número de reclamaciones o resolver muchos problemas de los clientes. La baja por depresión, por ejemplo, suele ser temporal, ya que deja al trabajador fuera de combate durante un periodo de tiempo.
    • Lesiones por caídasEn algunas tiendas, los objetos pueden dispersarse y convertirse en un peligro, por ejemplo, cuando se sustituyen las instalaciones o se hace un pedido grande. En estas situaciones, aumenta el riesgo de tropezar y caer, lo que puede provocar esguinces y fracturas que pueden dar lugar a una incapacidad temporal.
  2. Incapacidad laboral parcial

    Este tipo de incapacidad impide al interesado desempeñar las tareas habituales de su profesión y significa también que la capacidad de la persona para ejercer su profesión habitual se ha reducido en más de un 33 %. En este caso, la pensión de la Seguridad Social puede alcanzar el 75 % del umbral legal.

    Ejemplo de incapacidad laboral parcial

    La incapacidad parcial significa que una persona nunca más podrá realizar una tarea que solía hacer a plena capacidad. Suele tratarse de una persona que, tras una baja temporal por enfermedad, ve reducido su rendimiento en un 33%. Estos son los tipos de accidentes que pueden causar una incapacidad funcional parcial.

    • Cortes y amputacionesSi en su trabajo utiliza habitualmente herramientas afiladas, como tijeras o cuchillos de corte, aumenta el riesgo de cortes y amputaciones de miembros. Por ejemplo, si trabajas en un taller de costura cortando patrones, puedes dañarte los tendones de las manos y ser incapaz de trabajar al mismo nivel de rendimiento.
    • Enfermedades oculares Estar sentado y trabajar delante de una pantalla durante largos periodos de tiempo conlleva el riesgo de sufrir enfermedades oculares y pérdida de visión. El uso prolongado de la pantalla puede causar diversos problemas, como miopía, astigmatismo y fatiga visual. Las enfermedades oculares graves pueden provocar parálisis.
  3. Obstrucción posterior

    La incapacidad permanente/incapacidad laboral es la incapacidad permanente para trabajar. La incapacidad permanente se divide en dos tipos en función del trabajo que no se puede realizar.

    • Incapacidad permanente total

      La incapacidad o invalidez total y permanente significa que la persona es incapaz de realizar las tareas requeridas en su ocupación habitual, pero puede desempeñar otro trabajo. La pensión de invalidez asciende al 55 % y puede incrementarse hasta el 75 % previsto por la ley en caso de invalidez total.

    • Incapacidad permanente absoluta

      La incapacidad permanente absoluta se produce cuando la persona es incapaz de ejercer una profesión u oficio. En este caso, la pensión de la Seguridad Social asciende al 100 % de la norma legal. Esta categoría también incluye los casos más extremos en los que la persona afectada está completamente incapacitada para actuar.

    Ejemplos y diferencias entre inhabilitación total y definitiva

    Como hemos visto, la principal diferencia entre la inhabilitación absoluta y la permanente es que la primera permite a una persona trabajar fuera de su empleo habitual, mientras que la inhabilitación absoluta y permanente le impide trabajar en cualquier otra profesión u oficio. Para entender la diferencia, veamos algunos ejemplos.

    • Lesiones por elevación Si levanta con frecuencia cajas cargadas de mercancías, materias primas, herramientas, etc., corre el riesgo principal de sufrir lesiones de espalda, como distensiones musculares y contracturas. Por ejemplo, puede sufrir una hernia discal que le impida levantar un organismo vivo. Por otra parte, dependiendo de la gravedad de la lesión, es posible que pueda realizar otros trabajos, como dar clases o conducir. Se trata de una incapacidad total.
    • Cuando se trabaja con sustancias tóxicas como adhesivos envenenados, pinturas y productos de limpieza, la inhalación o el contacto con la piel pueden tener graves consecuencias para la salud. Por ejemplo, su capacidad pulmonar puede quedar reducida de forma permanente y es posible que no pueda volver a un trabajo en el que entre en contacto con sustancias con las que solía trabajar. Por otro lado, aún sería posible trabajar en otros empleos, por lo que seguiría siendo una incapacidad total.
    • Quemaduras En cualquier lugar de trabajo existe el riesgo de incendio, que puede ser leve o prender fuego a todo un edificio. Así pues, las quemaduras pueden deberse a diversas causas, como cortocircuitos, descuidos en la cocina o una colilla apagada. Por ejemplo, si una persona sufre quemaduras graves en las manos o la cara, las secuelas pueden impedirle realizar cualquier trabajo. En este caso, se trataría de una lesión permanente absoluta.
  4. Factores de invalidez más importantes

    La invalidez grave es un caso muy especial. El trabajador no sólo es incapaz de desempeñar un empleo, sino que además necesita la ayuda de otras personas para realizar tareas básicas de la vida diaria como la movilidad, la alimentación y la higiene personal. En este caso, la pensión estatal es superior a la norma legal del 100 % porque se tiene en cuenta la remuneración que requiere el cuidador.

    Ejemplo de discapacidad grave

    Una discapacidad grave es la discapacidad más severa que existe. Veamos algunos casos.

    • Enfermedades degenerativasLas enfermedades degenerativas, como la esclerosis múltiple, la enfermedad de Alzheimer y la enfermedad de Parkinson, provocan incapacidad laboral total en fases avanzadas y limitan la capacidad de movimiento en las tareas cotidianas.
    • Traumatismo craneoencefálico El traumatismo craneoencefálico, sea cual sea su causa, puede provocar trastornos graves como la pérdida de movilidad de las extremidades y el deterioro de la vida diaria.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Ejemplos incapacidad permanente absoluta puedes visitar la categoría Incapacidad Permanente.

Resumen

José

¡Bienvenido a mi humilde blog! Soy José, empresario y novato escritor. Estudié ADE y después de años trabajando voy a intentar compartir mi conocimiento con todos vosotros. Si necesitas consejos y experiencias sobre este mundillo, no dudes en leerme.

Mas artículos:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir